Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Little Words [Normal]
Dom Jul 31, 2011 9:42 pm por Invitado

» E V A N S V I L L E #ForoNuevo #SE NECESITAN PERSONAJES PREESTABLECIDOS! ·AfiliacionNormal
Lun Jul 18, 2011 3:19 pm por Invitado

» Sweet Bloody Murder {Normal}
Miér Jul 13, 2011 3:54 am por Invitado

» The Last fight [~] NORMAL [~] Cambio de botón
Sáb Jul 09, 2011 3:00 pm por Invitado

» Bittersweet Pleasure {Normal}
Vie Jul 08, 2011 4:27 pm por Invitado

» Cydonia Dementia Foro Normal (Recién Creado)
Vie Jul 08, 2011 1:32 pm por Invitado

» {#} T H E # V A M P I R E S # W A R {Élite}{ RECIEN ABIERTO}
Jue Jul 07, 2011 9:27 am por Invitado

» Daggerhorn Story {Foro nuevo} [Normal]
Miér Jul 06, 2011 12:28 pm por Isadorié F. Febrév

» The mysteries of Egypt {Elite}
Mar Jul 05, 2011 1:11 pm por Invitado

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 21 el Dom Jun 12, 2011 7:59 pm.


Image and video hosting by TinyPic

Abrir en una nueva pestaña


Image and video hosting by TinyPic

Abrir en una nueva pestaña


Image and video hosting by TinyPic

Abrir en una nueva pestaña


Sister Sites
{Por recomendación de alguna admin}

Élite Sites
{Te recomendamos verlos}

{ Afíliate | Ver Más }


Odio las compras {Anthony}

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Brianna V. Brooks el Miér Jun 15, 2011 3:14 pm

Recuerdo del primer mensaje :

¿A quien se le ocurría mandar a Brianna a comprar algo? A Clóe. Solamente a ella. Y es que todos los conocidos de la rubia sabían que odiaba, realmente odiaba comprar. Eso de estar paseando de aquí para allá buscando el objeto perfecto no era para ella. Lo de ella eran las fotos y la pasarela. Por eso, decidió no desaprovechar la oportunidad de sacar buenas fotos cuando Clóe la había mandado al mercado de las flores por, valga la redundancia, unas cuantas flores. Decía que el Loft se veía demasiado triste y ella no podía ir a comprar las endemoniadas flores por que tenía una cita. Entonces, ¿Quien tenía que ir? Brianna. Tomó su cámara y la metió dentro de su pequeño bolso para luego cruzarselo al hombro. Terminó de ponerse las zapatillas y salió de la casa en dirección al mercado.

Cuando llegó allí, varias personas la reconocieron, pero Brianna lo único que hizo fue ignorar las molestas miradas. Se acercó a un puesto que el encantaba a Clóe y sonrió al vendedor-Venez par l'ordre de Miss Parrish-dijo sonriendo orgullosa de su francés. El hombre fue a buscar el condenado pedido y cuando se lo dio, Brianna decidió pasear por el mercado en busca de buenas escenas para fotografiar. Sacó su cámara y comenzó a tomar diversas fotos. Estaba tan distraída que no notó a la persona que venía en sentido contrario y el tropiezo fue inminente, provocando que Brianna soltará el encargo de flores y este se dañara-¡No me puede estar pasando esto a mi!-dijo observando el pequeño desastre. Clóe la mataría.
avatar
Brianna V. Brooks

# Mensajes : 103
# Fecha de inscripción : 14/06/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Anthony D. Von Josset el Sáb Jun 18, 2011 1:24 pm

Sonrió de lado, un poco niño, y prefirió no responder a su desafío. No hacía falta que ella lo preguntara, la guerra estaba declarada y él no pensaba perderla, solo esperaba que al menos no contase este día como día de batalla, no dejaría que los exorbitantes precios del carísimo restaurante francés fuesen saldados por ella, por algo él la había invitado, y si él había invitado él pagaba, así de sencillo. No es que al chico le sobrase el dinero, aunque sí le sobraba bastante, pero no era de los que lo derrochaban a placer, los tan llamados "nuevos ricos". Anthony había nacido en una familia de clase alta, estaba acostumbrado a que el dinero abundara en su vida, siempre había tenido lo que quería y que el rico fuese él ahora no le asombraba en nada, era algo que consideraba parte de su día a día, a diferencia de las personas que se volvían millonarias de un día para otro, ese era otro caso.

Claro que sabía que tenía defectos, todos los tenían, sin excepción alguna, y para él esos defectos eran los que volvían interesantes a las personas. No se imaginaba como debía ser la vida donde todos fuesen perfectos en todo sentido, tanto físico como psicológico; se le antojaba aburrida y sin los atractivos subes y bajas que tanto le gustaban al chico. Para él era divertido cómo las cosas podían cambiar de un día para otro sin previo aviso y sin importar a quién hería y a quién beneficiaba; por supuesto, también se molestaba como toda persona, pero al final siempre le encontraba el lado divertido y terminaba riéndose de todo. -Los defectos nos hacen especiales -fue todo lo que argumentó, sintiéndose satisfecho con su comentario.

No pudo evitar reír un poco cuando ella comenzó a golpearle el pecho con su dedo, sin intenciones de herirlo, solo molestarlo. Tomó su pequeña muñeca entre sus grandes manos masculinas y la separó de su torso un momento. -Era solo una broma Bri. No te tomes las cosas tan apecho -murmuró con los ojos fijos en ella, y una enorme sonrisa plasmada en la cara. Pocos segundos después soltó su muñeca y volvió a reír. Pero algo que él nunca admitiría sería la culpabilidad que lo había llenado cuando la vio decepcionada y triste, eso jamás llegaría a salir de sus pensamientos. No se permitiría jamás tener esas debilidades con una mujer, no le gustaba ser débil, no quería serlo, pero lo que él no sabía es que ya había bajado las defensas con ella, o quizás si lo sabía pero quería hacer caso omiso. -Lo sé, lo vi en tu mirada. Lo siento -susurró de nuevo, sonriendo levemente de lado igual que con la dama con la que había chocado unos minutos antes. Sintió el impulso de ¿abrazarla quizás? No, no creía, no era muy demostrativo en cuanto a sus sentimientos.

Negó levemente con la cabeza. -De todas formas. Acéptalas, que no las repetiré -dijo, medio en broma medio en serio, sonriendo al observar ese brillo en sus ojos regresar. Se anotó mentalmente cuidar un poco más sus bromas, o al menos con ella, solo esperaba poder recordarlo. Anthony no era olvidadizo, de hecho tenía una memoria muy buena pero de vez en cuando se le olvidaban las cosas y se dejaba llevar por el momento. Muchas veces había herido a varios seres queridos solo por no recordar sus notas mentales, algo que a veces sonaba estúpido pero le pasaba. No siempre la vida estaba llena de lógica, como dice su madre: En toda lógica hay un poco de razón y en la razón siempre hay un poco de locura. Esas palabras se le habían quedado grabadas a Anthony como fuego.

Mantuvo en todo momento su mirada fija en Brianna, ignorando olímpicamente a la chica que estaba a su lado tratando de captar su atención. Esas eran las cosas que le fastidiaban de ser una persona famosa, lo fastidiosas que podían llegar a ser los demás; detestaba en sobre manera que lo molestasen cuando tenía cosas más importantes que hacer o pensar, era algo que lo sacaba de sus casillas. Se tuvo que morder la lengua para no soltarle una sarta de insultos a la muchacha y así alejarla de la mesa, no sería muy apropiado y correcto para alguien como él. Su postura se mantuvo rígida e indiferente hasta que la chica se marchó, pudiendo entonces él relajarse un poco. La pregunta de ella lo asombró un poco. -Algo debe haberte pasado para que pienses así de las relaciones amorosas. Entiendo que lo piense yo, vamos, no tengo remedio -se señaló a sí mismo con cierta gracia, queriendo hacerla reír un momento. -Pero tú... No me cuadra. ¿Puedo saber qué ocurrió? -preguntó sin muchos rodeos.
avatar
Anthony D. Von Josset

# Mensajes : 114
# Fecha de inscripción : 12/06/2011
# Localización : No creo que te interese.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Brianna V. Brooks el Sáb Jun 18, 2011 2:10 pm

-Tomaré tu silencio como una respuesta afirmativa-declaró con esas palabras la pequeña batalla entre ambos orgullosos. No se permitiría perderla. Aunque la batalla comenzaría luego de ese día ya que a ella no le quedaba más opción que aceptar su invitación por que su cartera tenía solo unos pocos billetes que no alcanzaban para pagar el caro restaurant. Brianna podía ser considerada fácilmente como una mujer de la alta sociedad -aunque no tuviera comportamiento de una o eso consideraba- ya que sus cuentas bancarias eran elevadas y asistía a aburridos eventos sociales importantes a los cuales iba con su madre. Su madre, la famosa bailarina de ballet clásico, Veronika Brooks, siempre se había esforzado por ser madre y padre para Brianna alejándola lo más posible de lo que era la "élite" criando así a su hija con modestia y así había aprendido la rubia.

Sonrió de lado al escuchar su comentario y asintió-Y nos hacen humanos-completó lo que para ella había sido una idea a medias. Brianna no quería cambiar su forma de ser por que sabía que siendo así era perfectamente imperfecta. Un factor importante para ser feliz. Nuestras equivocaciones son lo que nos hace saber que somos humanos. Por eso, a pesar de odiar muchas cosas de sus pasados, no las cambiaría y a pesar de odiar con todas sus fuerzas a su padre, sabía que sí él llegaba pidiendo una disculpa sincera, un simple "Lo siento", ella lo perdonaría por que era humana y él también. Claro que había limites y sabía que si llegaba Daniel pidiendo disculpas, aunque fuesen sinceras, ella le partiría la cara, coloquialmente hablando.

Sonrió levemente al escuchar su risa, pero fue una sonrisa fugaz. Una que Anthony no pudo notar. Cuando tomó su muñeca, todo en ella se paralizo. Los recuerdos volvieron y sus ganas de gritar y llorar regresaron. Aunque el chico lo hacía delicadamente, había recordado como en años anteriores había sufrido por ese gesto. Apenas Thony soltó su muñeca, llevo su mano a ella sobandola suavemente. Un instinto. Un reflejo. Asintió a sus palabras y no dijo más nada. Clavó su mirada en la achocolatada de él y la mantuvo ahí, notando esa disculpa sincera que ya había aceptado desde que él había dicho que era una broma. Normalmente, hubiese esperado y lo hubiese hecho insistir mas, por simple venganza, pero no resistió cuando observo su mirada arrepentida y se encogió de hombros restandole importancia.

-Están aceptadas, Thony-dijo dulcemente para luego depositar un beso cariñoso en su mejilla para que no se preocupara e indicándole que estaba disculpado. Todo eso sin soltar su muñeca. Tenía miedo de que el chico notará lo que había en ella. Sacudió ligeramente la cabeza y buscó concentrarse en otra cosa. Dejó delicadamente el girasol sobre la mesa y escuchó atenta las palabras de él. Sonrió tiernamente con su intento de hacerla reír y suspiró-¿Puedo confiar en ti, Thony?-preguntó por que aunque sabía que podía hacerlo, necesitaba estar segura. La única persona que sabía el por que de su terror hacía el amor era Clóe. No había confiado tanto en otra persona como para contarlo y además, ella había sido testigo y la había ayudado. Suspiró levemente y el brillo volvió a desaparecer, al parecer se fue de vacaciones.

Pasó dos dedos por la parte inferior de su cuello quitando un poco el maquillaje que ahí estaba mostrando una cortada-Primer mes del segundo año. Salí con mi mejor amigo y "él" se puso celoso. Discutimos y cuando me iba a ir, me tomó de la mano, me volvió hacía él y me hizo la cortada, expresando que yo era solamente de "él"-explico. Subió solo un poco su camisa, mostrando parte de su abdomen y cadera, donde había una pequeña quemada disimulada con el pequeño tatuaje de girasol-Tercer mes. Me fui con Clóe el fin de semana a una sesión de fotos, donde también habían modelos masculinos. El Lunes siguiente, "él" vio la fotos que me enviaron y volvimos a discutir. Tomó una olla donde cocinaba y que tenía líquido hirviendo. Me quemó. Luego me hice el tatuaje para disimularlo y así seguir con mi carrera-explicó. Volvió a bajar su camisa y mostró su muñeca. La muñeca que Anthony había tomado en anteriores momentos y donde se podía ver la cicatriz de una mordida-La última herida antes de que pudiera salir de la relación. Realmente no me acuerdo por que discutíamos, creo que era por que Clóe se había enterado. Da igual. Estaba adolorida. Trate de irme, de escapar, pero tomó mi muñeca y me mordió, expresando nuevamente que solo podía ser de él. Luego, no recuerdo más hasta que desperté en mi habitación con mi madre consolándome y diciéndome que me vendría a Paris con Clóe-explicó sintiendo como poco a poco los ojos se le humedecían, pero no lloró. Brianna no lloraba. Ella era una mujer fuerte o por lo menos intentaba aparentarlo. Y pensar que esas no eran las únicas heridas que le había hecho "él".

avatar
Brianna V. Brooks

# Mensajes : 103
# Fecha de inscripción : 14/06/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Anthony D. Von Josset el Sáb Jun 18, 2011 2:45 pm

Sí, definitivamente la guerra estaba declarada entre los dos. Y como decían por allí, en la guerra y en el amor todo era posible y válido, y vaya que él se tomaba las frases muy literales. Por supuesto, no haría nada que pudiese atentar contra ella de forma física o psicológica, pero sí haría lo que fuese por salir victorioso. Quizás para muchos eso era una estupidez, pelearse por cosas tan banales como quién pagaba la cuenta de un restaurante, pero él se tomaba todo muy en serio, porque para Anthony las cosas solo podían salir bien cuando de verdad las personas se comprometían con ellas, solo así todo salía de acuerdo al plan. Sabía que Brianna era tan o más rica que él, de eso estaba seguro, pero el hecho de que ella lo fuese no significaba que él dejaría de lado sus costumbres y enseñanzas. Estaba establecido en la sociedad que hombre que no atendiera correctamente a su acompañante no era una caballero, y Anthony sí lo era.

Asintió levemente al comentario de ella, complementando el suyo. Y era la verdad, los defectos hacían especiales y humanas a las personas, a todas, sino sería completamente surrealista y sin la chispa que esos le daban al día a día. Sin embargo, el tener dichos defectos no aseguraban que todo lo que se hacía en el vida serían perdonados, en el caso de Anthony no se perdonaban. Él no era una persona que perdonaba y olvidaba, era demasiado rencoroso y vengativo para eso, si una persona se caía él la tachaba y la apartaba de su vida, así de sencillo, y más aún cuando no eran cercanos a él. Con el chico había que irse con pasos de plomo, porque un movimiento en falso significaría la ira y el rencor de Anthony de por vida.

No observó su sonrisa, pero sí cuando se agarró la muñeca que él había agarrado y después soltado. Era una persona muy observadora y nada se le escapaba, para él los pequeños detalles eran los que más hablaban sobre las personas y no los dejaba pasar, mucho menos cuando estaba interesado en dicha persona. Reprimió el impulso de enarcar la ceja al ver dicho gesto, no quería que ella se diese cuenta de que él había notado esa acción, se tragaría su curiosidad y se dedicaría a averiguar qué demonios pasaba por su cuenta, tan sigiloso callado como siempre él solía ser. Volvió a sonreír al observar que ella aceptaba sus disculpas, sintiéndose un poco más relajado que antes, sin el gran peso que suponía la culpa sobre sus hombros. No pudo reprimir el impulso de rodear levemente su cintura con uno de sus brazos cuando ella lo besó en la mejilla, soltándola casi al instante.

La miró con mayor fijación a los ojos cuando escuchó su pregunta, serio. -Por supuesto que puedes. Nada saldrá de mi boca, creo que eso lo sabes -respondió, completamente seguro de sus palabras. Anthony podía ser mujeriego, arrogante, egocéntrico, vanidoso y un sin fin de calificativos más pero era una persona de confianza y leal; el chico era una tumba y sabía guardar secretos como nadie, así como le gustaría que fueran con él sus más grandes amigos. Muchas personas habían depositados grandes secretos en el chico, personas que ahora él detestaba con toda su alma, pero dichos secretos nunca habían salido a la luz, o al menos nunca por boca de él. Podía ser rencoroso y buscar todas las armas posibles para destruirte pero jamás utilizaría información confidencial en tu contra, no caería tan bajo como para hacer eso.

Sus ojos rompieron el contacto con los de ella para ir hacia donde su mano retiraba el maquillaje dejando ver una cortada, pálida y cicatrizada pero ahí estaba. Lo mismo ocurrió con su abdomen y cintura, para después terminar fijos en su muñeca, justamente la que él había tomado hacía unos minutos atrás. Alargó una de sus manos y tomó nuevamente la muñeca, pasando suavemente los dedos por la mordida que se reflejaba en su piel. Observó de nuevo y grabó en su memoria cada una de las heridas de ella, viejas pero presentes y aún visibles, como recordatorio de todo el infierno que ella había vivido. No pudo evitar fruncir el ceño, molesto con aquel que le había hecho todo eso. En momentos como esos era que se decepcionaba de los de su mismo género. Sólo una pregunta bailaba en su mente y no sabía si hacerla. Al final se decidió. -¿Por qué soportaste todo eso tanto tiempo? -murmuró esta vez elevando los ojos hacia los húmedos de ella, reflejando la ira -un tanto irracional- que comenzaba a embargarlo.
avatar
Anthony D. Von Josset

# Mensajes : 114
# Fecha de inscripción : 12/06/2011
# Localización : No creo que te interese.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Brianna V. Brooks el Sáb Jun 18, 2011 3:21 pm

Sonrió dulcemente cuando él le dijo que podía confiar en él. Eso significaba mucho para ella. Para contar lo que iba a contar necesitaba apoyo y en otras circunstancias con otra persona no lo contaría así esa persona jurará que no saldría nada, pero necesitaba contarlo. Necesitaba quitarse eso de ella. Necesitaba desahogarse. Y aunque no sabía por que, Anthony era la persona perfecta para hacerlo. Tal vez era por que estaba en ese momento con ella o simplemente por que le inspiraba confianza. Suspiró y fue entonces cuando comenzó a relatar.

Dejó que tomará su muñeca y examinará la herida mientras cerraba los ojos ante su tacto en un intento de no llorar, pero no lo logró ya que cuando abrió los ojos, encontrándose con la mirada y la pregunta de Anthony, no pudo evitar que cayera una lágrima silenciosa. Una lágrima que había estado reprimida desde que se había mudado a Paris. Una lágrima que había prohibido salida desde que todo había pasado, pero que aún así dejo correr, por que lo necesitaba-Por amor-respondió para luego morderse el labio ligeramente en un vano intento de callar un sollozo. Esa respuesta respondía por que pensaba de esa manera sobre las relaciones amorosas. Por que había estado enamorada y la habían herido. Por que había amado y le habían pagado con sufrimiento.

-Por que estaba enamorada. Lo amaba y estaba ciega. Era tan ilusa, tan imbécil que pensaba que él simplemente cambiaría y dejaría de hacerlo. Que era una etapa de la cual saldríamos. Que era normal. Anthony, confié en el amor y me decepcionó-explicó sintiendo como poco a poco toda esa faceta de mujer fuerte a la que nada le afecta o le hace llorar se derrumbaba por completo. Como esa mujer se había ido de vacaciones junto al brillo de sus ojos. O simplemente había salido la verdadera Brianna, la débil. La estúpida que permitió que eso le pasará. Ella era la culpable por permitir que eso le pasará. Se lo había mentalizado desde que había salido de aquella relación y cada vez, ese sentimiento crecía más siendo reprimido por una faceta de fortaleza que ahora dudaba si existía realmente.

-Por eso, creo que el amor tal vez no exista. Creo que todo lo bonito que pude haber sentido por él fue solo un sueño antes de la pesadilla. Como cuando de chiquitos, nuestra madre nos cuenta una historia para tener dulce sueños pero eso no evita la pesadilla. Bueno, el amor puede ser solo eso. Una historia bonita-explicó sintiendo como nuevas lágrimas salían de sus ojos. Negó con la cabeza-Y sí. Sé lo que vas a decir. Que soy una estúpida por dejar que pasará y que tengo una parte de culpa. Lo sé-dijo para luego llevar sus manos a su cara y cubrir su rostro con ellas, mientras sentía como la mesera volvía con ese taconeo que empezaba a estresarla.

Escuchó como coqueteaba con Anthony y desvió su mirada hacía la ventana, evitando que la mesera viera sus lágrimas y tratando de limpiarlas, aunque eso no evitaba que cayeran más. Sabía que si volteaba, le gritaría a la mesera y no quería. Suspiró al escuchar preguntas estúpidas por parte de ella y volvió su mirada a ella brillando con enojo lo cual la sorprendió-Cesser de flirter. Aujourd'hui vous ne pourrez pas avoir des relations sexuelles avec lui. Le menu et aller-le dijo o más bien la hecho de la mesa para luego cruzarce de brazos y volver su mirada a la ventana sin decir nada.
avatar
Brianna V. Brooks

# Mensajes : 103
# Fecha de inscripción : 14/06/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Anthony D. Von Josset el Sáb Jun 18, 2011 3:55 pm

Intentó devolverle la sonrisa pero supo que le salió solo una mueca que parecía más un intento de sonrisa que una de verdad. Para él, el ambiente se había vuelto un tanto tenso, podía sentirlo, incluso notaba como sus músculos y todo su cuerpo en general reaccionaba ante eso y se tensaba también. Allí, sentado en esa cara silla de madera, Anthony estaba tenso, solo escuchando y asimilando el relato que ella le había confiado. Sus ojos, que antes brillaban como un niño emocionado, ahora lo hacían de pura rabia e ira contenida; tal vez fuese una reacción un tanto exagerada tomando en cuenta que ella era solo una amiga con la que estaba pasando una tarde, pero si había algo que él detestaba era el maltrato innecesario hacia las mujeres, y para él todos eran innecesarios.

Bajó de nuevo la mirada hacia la muñeca de ella que aún seguía entre sus manos y movió los dedos volviendo a acariciar su herida, suave, en un tacto casi imperceptible. Después de escuchar su respuesta, se pegó mentalmente por haber hecho esa pregunta, la respuesta era obvia. Ninguna persona aguantaría tanto sufrimiento sin tener una razón tan fuerte, y para ella esa había sido fuerte, aunque para él no lo sea ni lo sería jamás. El amor que a él le habían enseñado era uno compasivo, delicado, no uno brusco e hiriente, eso ya no era amor, esa masoquismo. No comentó nada a esa respuesta, simplemente se limitó a asentir en silencio mientras sus ojos seguían fijos en esa herida, marca que aún no creía posible, no lo concebía.

-El amor es ciego -fue todo lo que murmuró, un poco ausente, y era así. Ese sentimiento era tan capaz de llenar a una persona y mantenerla viva como de matarla y dejarla vacía para el resto de su existencia, era un arma de doble filo, mortal y extremadamente peligrosa. Y aún así la gente la buscaba como si sus vidas dependiesen de ella, aún sabiendo los efectos nocivos y las consecuencias que podría traer la buscaban. Él sabía, por experiencia ajena, lo mucho que el amor cegaba a las personas, haciéndolas ver cosas donde no las habían, sentir lo que no sentían, creer lo que no debían, vivir lo que no deberían vivir. Lamentablemente a ella le había tocado vivir la parte peligrosa y no la bonita. -El amor te hace feliz, pero te puede arrancar la vida lentamente -comentó, elevando los ojos hacia los de ella, escuchando su sollozo reprimido.

Fue en ese momento en que se dio cuenta de la lágrima silenciosa que corría por la mejilla de Brianna, abriendo el paso para que muchas más pasaran. No sabía cuánto tiempo había guardado ella ese secreto, cerrándose a las lágrimas y las posibles ayudas, no tenía un tiempo estimado, pero algo le decía que era bastante. -¿Sabías que todos los cuentos de hadas tienen su poquito de realidad? -murmuró, sonriendo muy levemente de lado, aún con la mano de ella entre las suyas. No entendía que hacía él hablando de ese tipo de cosas cuando él siempre se había negado siquiera a pensarlas, pero había algo en ella que lo hacía hablar hasta de los temas más evitados por el chico, sentía la necesidad de consolarla, de hacerla sonreír al menos una vez más. -Quizás ese poquito de realidad sea eso: amor. -terminó, dándole sentido a su frase anterior. Negó levemente con la cabeza, inclinándose un poco sobre la mesa para acercarse a ella. -No pienso que lo seas. Simplemente actuaste como creías que era correcto, lamentablemente no tuvo buenos resultados, pero no por eso pienso que seas estúpida -aclaró. Tomó aire mientras desviaba un momento la mirada y lo botó en un largo suspiro, para después mirarla nuevamente. -Incluso podría decir que eres una persona valiente. Te atreviste a algo a lo que muchos le hemos huído, y me incluyo entre ellos -su sonrisa se ensanchó, queriendo contagiársela.

Más por inercia que por deseo, soltó la muñeca de ella cuando escuchó unos tacones acercarse a ellos. Bufó por lo bajo y ladeó la cabeza hacia la mujer que lo miraba con una enorme sonrisa en la cara. Estuvo a punto de decir algo pero el comentario de Brianna lo cortó y lo hizo sonreír, estaba molesta y se notaba en su tono de voz. No obstante, se había propuesto arreglar eso. -Dites au chef pour préparer comme d'habitude, mais pour deux personnes -dijo con voz clara y exigente, la cara de incredulidad de la chica no se hizo esperar. Tuvo ganas de golpearse la frente. - Il sait qui je suis, juste dire mon nom. Maintenant plier -haciéndole saber que no pensaba tolerar otra interrupción más aparte de las necesarias. Con cierto aire de decepción la muchacha se retiró, dejando así que la atención de Anthony se concentrase en Brianna nuevamente. No supo como, pero arrimó un poco la silla y, una vez estuvo al lado de ella, extendió un poco los brazos por encima de la mesa en dirección hacia ella. -No soy muy bueno en esto, pero supongo que un abrazo no vendría mal, ¿no? -dijo, demostrando lo poco experto que era en esas situaciones.
avatar
Anthony D. Von Josset

# Mensajes : 114
# Fecha de inscripción : 12/06/2011
# Localización : No creo que te interese.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Brianna V. Brooks el Sáb Jun 18, 2011 4:44 pm

Dejó que acariciará su muñeca sintiendo la tensión que había llegado al ambiente. Le tensión que ahora gobernaba a Anthony y no sabía por que. Tampoco tenía alguna razón para que su mirada destilará enojo o por lo menos eso es lo que veía. "El amor es ciego". Muchas veces había escuchado esa frase en la televisión, películas y radios cuando era chiquita pero no fue hasta los quince años que la entendió. Siempre se había preguntado por que la gente decía eso. Pero luego de que le pasará lo que le pasó supo la razón. El amor. Eso que pintaban tan bonito era dañino. Tanto como hermoso y cuando una persona aceptaba al amor bonito, también aceptaba el daño que este pudiera hacerle. Brianna se cegó, como muchas personas lo habían hecho.

Escuchó su siguiente comentario y bajó la mirada. Él tenía razón. El amor podía ser lo más hermoso que podías tener en tu vida, pero siempre tenía un precio-Y cuando nos enamoramos, somos tan masoquistas que somos capaces de permitir que nos arranque la vida-dijo alzando nuevamente la mirada. A ella no había llegado a arrancarle la vida por que su madre la había apoyado junto a Clóe, pero sabía y estaba casi segura que tuvo suerte de haber sobrevivido a la relación. Sentir las lágrimas caer por su rostro le enojaba. Siempre había odiado llorar por que sentía que así mostraba debilidad ante los demás, pero no podía hacer nada. Necesitaba llorar. Mucho tiempo sin hacerlo la estaba destruyendo por dentro.

Escuchó su pregunto y negó con la cabeza en forma de respuesta, mordiéndose ligeramente el labio tratando de no sollozar más. Estaba algo sorprendida de que él estuviese hablando así. Escuchó el resto de la frase sonriendo débil y dulcemente-Eres una ternura, ¿Lo sabías?-preguntó a forma de respuesta a su comentario. Sus palabras la había llenado de dulzura y cariño hacía el chico. Tal vez, él tenía razón y con el amor solo había que tener cuidado-¿Ya te has enamorado?-preguntó incrédula pensando que quizás una persona enamorada era la que hablaba así aunque lo dudaba mucho. Aunque cuando escuchó sus siguientes palabras entendió que él era de esas personas que huía del amor.

-No, no soy valiente. Simplemente quise ser feliz, pero me salió mal el invento-dijo tratando de sonreír lograndolo por unos segundos antes de que le saliera una mueca. Arrugó la nariz tiernamente cuando él soltó su muñeca. Condenada mesera. ¿Tenía que interrumpir tanto? Escuchó como Anthony pedía la comida, pero no dijo nada. Simplemente se concentró en observar la ventana o más bien su reflejo en ella con los brazos cruzados. Ese reflejo que no era ella. No era la Brianna fuerte y firme que estaba acostumbrada a ver en el espejo. Limpió las lágrimas que podía tratando de evitar que más cayeran y solo volvió la mirada a Anthony cuando escuchó los tacones de la mujer alejarse.

Lo observó con dulzura sintiendo como su corazón se encogía ante ese gesto y asintió acercándose a él para abrazarlo. ¡Cuanto necesitaba ese abrazo! Se sintió protegida cuando lo abrazó. Se sintió algo aliviada luego de haber quitado todo el peso que le daba su pasado-¿Y sabes que es lo más grave de todo el asunto? Que sigo esperando que el amor llegue. Que el amor vuelva-murmuró sabiendo que él la escuchaba alzando levemente la mirada para verle mejor-Pero tengo miedo. Tengo tanto miedo de salir herida otra vez o que todo lo que te he dicho, de que el amor no existe sea verdad. O que simplemente no vuelva a buscarme por que no hay nadie para mi-explicó sintiendo como sus ojos se volvían a humedecer. ¡Maldita sensibilidad femenina!
avatar
Brianna V. Brooks

# Mensajes : 103
# Fecha de inscripción : 14/06/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Anthony D. Von Josset el Sáb Jun 18, 2011 5:14 pm

Muchas veces se había preguntado de dónde salían las cosas que los escritores describían en los cuentos para niños acerca de los sentimientos humanos, más específicamente del amor. Su madre se había visto envuelta en las constantes preguntas de un pequeño Anthony de cinco años en relación a eso. "Mamá, ¿de dónde sale todo eso? ¿Es como los caramelos que te comes uno y te pone super activo?" decía el pequeño, con toda la inocencia de la que un niño era capaz de emitir. Por supuesto, su madre nunca respondía en concreto a su pregunta, consideraba que su pequeño estaba demasiado joven como para saberlo, ya llegaría el momento en que el pequeño experimentaría por sí mismo qué signficaba estar enamorado.

Hacía quince años de eso, y aún Anthony esperaba una respuesta. Nunca se había enamorado, sentía que no era para él, jamás se le había presentado la oportunidad de ello y tampoco la había buscado, así que asumió que sencillamente el amor no era ni sería para él. La observó bajar la mirada pero la suya se mantuvo siempre encima de ella, para él le era difícil aún creer toda la historia, no se explicaba como un hombre había podido maltratarla de esa manera en vez de disfrutar del placer de tenerla a su lado. Su ceño se frunció un poco al escucharla. -Quizás sí, pero el masoquismo no va ligado al amor -refutó. -Sin embargo, hay personas que lo ligan -se cortó un poco brusco, no quería que la última frase que su mente había preparado saliera de sus labios, no quería ponerla peor de lo que estaba.

Sonrió ante su cumplido, haciendo un leve gesto de aceptación. -¿Ves? Son etapas de mí que no conocías -bromeó suave, riendo entre dientes de su mismo comentario. Quizás si algunos de sus compañeros lo mirasen en ese momento dirían que era un doble, o que quizás el chico tenía un gemelo y no lo sabían. Anthony jamás se había parado a consolar a una persona aparte de su madre, a nadie, y el hecho de que estuviese haciéndolo ahora con ella habría desconcertado a muchos, pero tampoco le interesaba lo que muchos pudieran decir. Quizás saldría en los tabloides al día siguiente el contacto tan íntimo que estaban teniendo ambos pero no le interesaba, después se preocuparía por los demás, ahorita tenía otro propósito en mente que planeaba cumplir.

Volvió a negar con la cabeza, chasqueando levemente los dientes. -La felicidad es valentía. Muchos se pasan la vida huyendo de ella con la excusa de no ser dañados o utilizados, pero solo pocos son lo suficientemente valientes como para aventurarse -corroboró, dándole mayor fuerza a lo que había dicho antes. Nunca en su vida Anthony se había tildado a sí mismo de cobarde, muy a pesar de que era consciente de que sí lo era, jamás se había planteado decírselo o demostrarlo ante alguien ajeno a su familia más cercana, pero lo estaba haciendo, y el hecho de que no se incluyese a sí mismo directamente en la oración solo denotaba aquello. Tuvo que reprimir un suspiro de frustración, estaba bajando demasiado sus defensas, y sabía que después de eso le costaría horrores volver a ser el de antes con ella, o al menos ese Thony fastidioso que todos conocían. Aunque, no sabía si quería volver a serlo.

-No, nunca... O bueno, quizás sí -respondió unos segundos después. -De mi madre -sonrió de lado, amplio. En cuanto al amor de pareja se refería, el chico nunca había estado consciente de qué era en realidad, no tenía la experiencia que normalmente todos tienen en ese campo, y más a su edad. Varios dicen que el primer amor llega en la secundaria, pero para él o se retrasó o sencillamente no habría primer amor. Sí, ha tenido muchas novias, bastantes, y cada una diferente a la otra. Morenas, rubias, pelirrojas, castañas. De todo tipo, pero ninguna le llenó como para mantener una relación de más de dos meses. Sus padres ya estaban acostumbrados a recibir cada dos meses una chica diferente en su casa, lo toman a juego porque saben que él no va en serio, y aún siguen esperando el momento en el que Anthony les presentará a una chica que de verdad él quiera. Rodeó con sus fuertes brazos el menudo cuerpo de ella, sin atreverse a hacer más, no sabía muy bien que debía hacer en esos momentos. -No es grave, es normal. Tendemos a buscar lo que nos hace daño, es la ley de la vida -murmuró, bajando su mirada hacia ella, observándola llorar de nuevo. No supo por qué lo hizo, pero subió una de sus manos y con su pulgar limpió las lágrimas que comenzaban a salir.
avatar
Anthony D. Von Josset

# Mensajes : 114
# Fecha de inscripción : 12/06/2011
# Localización : No creo que te interese.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Brianna V. Brooks el Sáb Jun 18, 2011 5:51 pm

Escuchó sus palabras considerando que tenía razón. Se encogió de hombros-Pero el dolor si viene ligado al amor. Por que solo conociendo el dolor, podemos conocer el amor. Míralo de esta forma, cuando una persona sufre, siempre hay alguien, no importa cuantas personas sean, si es una o quince, pero siempre hay alguien que la va apoyar demostrándole que la quiere-explicó refiriéndose claramente al amor de todo tipo, aunque no sabía si el amor de pareja entraba en esa reflexión. Por eso, a pesar de haber sufrido tanto, ella no hubiese cambiado nada de lo que le pasó por que eso la hizo más fuerte y la hizo darse cuenta de que sí había personas que la querían y se preocupaban por ella, entrando ahora en esa categoría, Thony.

Lo logró. Anthony logró sacarle una sonrisa sincera con ese comentario y Brianna sentía como fugazmente el brillo que la caracterizaba se había asomado indicando que pronto volvería. Solo esperaba que Brianna se calmará-¿Cuantas etapas no conozco?-preguntó sonriendo divertida observándolo aún con ternura. El Anthony que tenía en frente no era exactamente el mismo al que estaba acostumbrada. En realidad, el Anthony con el que estaba pasando la tarde no era el mismo que había conocido. Y siendo sinceros, le gustaba más la compañía del Anthony actual al fastidioso de antes.

Escuchó atenta sus palabras volviendo a alzar su mirada hacía él. No sabía o no estaba segura de sí había entendido bien. Él estaba insinuando que él mismo era cobarde-No lo eres-refutó sin siquiera pensarlo. No estaba segura si eso era lo que el chico insinuaba, pero ella no lo consideraba cobarde-Digo, esas personas que se la pasan huyendo no son cobardes. Simplemente tienen miedo y el miedo es un sentimiento necesario para encontrarla-explicó volviendo a sonreirle con dulzura.

Sabía que muchas personas en el restaurant los observaban curiosos a la espera del más mínimo movimiento para ir de chismosos a la prensa. Pero no le importaba. Nunca lo había hecho y realmente dudaba que algún día le importaría. Podían pensar lo que querían de ella, ¿Que iba a hacer? Nada. No se puede cambiar los pensamientos de la gente y ella no iba a cambiar para complacer a los demás. Así que realmente le importaba nada lo que las personas pensarán al verla llorar. Se mordió el labio reprimiendo otro comentario como el de "Eres una ternura" y sus ganas de conocer a Fillipa regresaron.

Sonrió al sentir como la abrazaba con algo de torpeza y no pudo reprimirlo-Sigo pensando que eres una ternura-dijo sonriendo divertida. Poco a poco su brillo volvía. Lo sabía y gracias a él. Su abrazo le brindaba protección y eso la reconfortaba. Escuchó sus siguientes palabras y cerró los ojos cuando él limpió sus lágrimas como una pequeña de cinco años. Volvió a abrirlos entendiendo mucho-Tienes miedo-dijo o más bien afirmó nuevamente sin pensarlo-Tienes miedo de ¿Enamorarte?-preguntó confundida. Analizó mejor sus palabras y negó con la cabeza queriendo golpearse la frente mientras se separaba de él con cuidado-Bien, no quería decir eso-dijo a forma de disculpa pero era lo que pensaba-Pero, el dolor es la certeza de que estamos vivos, ¿No? Bueno, entonces, esa ley no es mala. El amor no es malo-explicó mirándole tratando de mantener viva esa esperanza que le decía que encontraría el amor.
avatar
Brianna V. Brooks

# Mensajes : 103
# Fecha de inscripción : 14/06/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Anthony D. Von Josset el Sáb Jun 18, 2011 6:36 pm

Movió un poco su cabeza hacia un lado, analizando bien en las palabras que ella acababa de decir. -Quizás. Todo en esta vida viene ligado a su negativo, todo. Es como el día y la noche, o el agua y el fuego... O el amor y el dolor, por ejemplo -dijo, recordando las mismas palabras que le había dicho su abuela hacía unos cuantos años atrás. A diferencia de sus padres, Anthony era más dado hacia la parte racional y lógica de las cosas, solía analizar todo lo que tenía en frente, o la mayoría, incluso cosas tan sencillas y simples que no debían ser analizadas o perderían el encanto, como el amor, por ejemplo. Sin embargo lo hacía, y se enorgullecía de hacerlo, se había salvado de muchas situaciones embarazosas con eso. Pero claro, no analizaba todo, habían momentos en los que el analizar las cosas no estaba permitido, eran esos los momentos en los que el chico se dejaba llevar por sus instintos, como en esos momentos.

Qué lo había llevado a demostrarse tan vulnerable con ella, no lo sabía, y tampoco pensaba devanarse los sesos en ese momento para encontrar una respuesta, aunque tampoco quería esperar tanto. Fuese como fuese, estaba dividido, no sabía que hacer. Algo le decía que era una reacción natural, un reflejo que tenían todos los seres humanos cuando veían a otro en problemas o con la necesidad de ser confortados, quería creer que era eso lo que lo había impulsado. Pero algo dentro de su cabeza le decía que no era así, que había otra razón. Movió un poco la cabeza hacia ambos lados para despejar su mente, y enfocarse en lo que estaba sucediendo en esos momentos. -Muchas, te falta bastante. Una es mejor que la otra -sonrió de lado, sin ser muy consciente de lo que decía. Ni él mismo sabía muy bien cuantas capas de sí mismo habían, solo que eran muchas. Sin embargo, ella ya había conocido a las dos más importantes, la versión blanco y negro de Anthony, siendo el blanco la forma en como la estaba tratando en esos momentos, y el negro la versión fastidiosa.

No pudo evitar sorprenderse ante su negación, aunque en cierta forma no tenía por qué sorprenderse, Brianna era una persona bastante intuitiva, Anthony se había dado cuenta de eso y, para ser sinceros, estaba muy claro que en cierta forma había hablado de él en ese comentario, que no lo admitiese en voz alta era otra cosa. No respondió a eso, prefirió mantenerse callado, estaba entregando más terreno del que en algún momento pensó en entregar a una chica, y eso no el estaba gustando. -El miedo no está permitido en la sociedad actual, lo sabes. He allí por qué han salido sus "tapadores", por así decirlo -murmuró, desviando por un momento la mirada, sin gustarle mucho el sentido que estaba tomando la conversación. No le gustaba hablar de él en ese sentido, era indagar en lo más profundo de sus sentimientos, en mundos desconocidos hasta para él mismo, mundos que sencillamente no quería descubrir y que prefería mantener en las sombras.

Rió entre dientes al escucharla hablar, sonaba divertido y un poco conmovedor salido de sus labios. -Lo sé, soy como un gran oso de peluche -bromeó no pudiendo contener la risa que quería salir de su garganta. Bajó un momento la mirada hacia ella y notó con satisfacción que el brillo que tanto le había llamado la atención en ella desde que la conoció volvía a reaparecer, la Brianna de antes comenzaba a aparecer pero sospechaba que no sería ella del todo, que algo había cambiado entre ellos. -No es algo de lo que quisiera hablar -murmuró, desviando de nuevo la mirada hacia otro lado, esquivando descaradamente las preguntas y comentarios que ella le hacía, no pensaba tocar ese tema, no ahora, no en ese momento. Con todo lo que estaba pasando no se dio cuenta de que la mesera había regresado a la mesa con los pedidos y que los miraba con cierta incredulidad y rabia, aunque algo le decía que la rabia iba para cierta rubia que estaba abrazada aún a él. -Soyons tous là et peut être enlevé. Merci -dijo, serio, haciendo gala del Anthony que había dejado renegado unas horas atrás y que no quería sacar.
avatar
Anthony D. Von Josset

# Mensajes : 114
# Fecha de inscripción : 12/06/2011
# Localización : No creo que te interese.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Brianna V. Brooks el Sáb Jun 18, 2011 8:03 pm

Escuchó sus palabras y asintió a ellas. Estaba de acuerdo completamente con él. "El amor y el dolor". Sí, algo de lo que ella sabía más de lo que quisiera. Suspiró recordando como su madre siempre le había dicho que no perdiera las esperanzas en el amor aunque iba a sufrir, mucho. Al parecer, las mujeres Brooks tenían esa mala suerte con el amor. Su padre había abandonado a su madre cuando estaba embarazada y Brianna había tenido un novio imbécil. Y era ahí donde Brianna se preguntaba si el amor era para ella, sin llegar a tener una respuesta concreta a eso.

Escuchó divertida su comentario y se encogió de hombros sintiendo como poco a poco volvía a ser la misma-Sí eso es así, entonces espararé a conocerlas-respondió divertida. Sentía como Anthony había dejado de ser para ella el chico fastidioso y tan egocéntrico que creía que era para pasar a ser un amigo. Tal vez, él no lo notará, pero lo que estaba haciendo por ella significaba mucho para la rubia. Necesitaba un apoyo más que Clóe por que no podía permitir que su amiga cargará con sus problemas y en cierta forma, Anthony la ayudaba con eso, pero tampoco iba a permitir que él cargará con sus problemas. "Podrías definirte, Brooks. Me tienes mareada"; la regaño su subconsciente. Realmente, sus pensamientos parecían un trabalenguas.

Pudo notar la sorpresa de Anthony ante sus palabras y se la esperaba. El chico había tratado de hablar de él sin hacerlo para no sentirse mal y Brianna se lo había arruinado con su fastidiosa astucia. Algo que había aprendido de su madre desde que era una bebé. Se encogió de hombros ante sus palabras y volvió a bajar la mirada. Lamentablemente, él tenía razón-La sociedad está mal, eso lo sabemos todos-explicó jugando con sus manos distraídamente. "El hombre nace ignorante. La sociedad lo complementa". Una frase que le había dicho su madre y se le había quedado marcada para el resto de su vida y que era cierta. Demasiado.

Rió al escuchar su risa y se mordió ligeramente el labio divertida, vieja manía-A pesar de decir que no eres bueno en esto, das unos abrazos geniales-dijo, medio en broma, medio en serio. Ciertamente, el chico sabía como ayudar a las personas con un abrazo. Se sentía protegida, algo que necesitaba demasiado y se podría decir que hasta cómoda. Escuchó su comentario y bajo la mirada avergonzada. En momentos como ese, adoraba la dificultad que tenía para sonrojarse-Lo siento. No tenía que suponer eso. Mi madre suele decirme que soy una boca floja-dijo sonriendo con algo de timidez buscando que él la disculpara. Como todo lo bueno, tiene su fin, la mesera que posiblemente terminaría en cirugía plástica ese día fue a interrumpir aunque esa vez por algo productivo. Sintió la mirada de la mujer clavada en ella y se separó de Anthony, bufando ligeramente-Merci-dijo casi arrastrando las palabras. Al escuchar lo que le dijo el chico, sonrió con suficiencia y espero a que se fuera, pero al parecer, la chica no quería rendirse.
avatar
Brianna V. Brooks

# Mensajes : 103
# Fecha de inscripción : 14/06/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Anthony D. Von Josset el Dom Jun 19, 2011 10:06 am

-Sin embargo, que hayas tenido una decepción amorosa no significa que te quedarás soltera el resto de tu vida criando gatos -rió entre dientes. La sola imágen de ella, con toda la cara llena de arrugas a causa de la vejez rodeada de gatos de todos los colores lo hizo carcajearse. Si antes no tenían las miradas curiosas de muchos comensales sobre ellos, estaba seguro que después de la enorme risotada que él acababa de emitir sí las tenían. -Lo siento, fue muy gracioso -se disculpó entre risas, tentado a agarrarse el estómago como reflejo. Por mucho, este había sido un día bastante agradable para él, con sus altos y bajos para él había sido más que perfecto, y sabía que en la noche no haría más que mejorar en sobremanera por el cumpleaños de su madre.

Justo en ese momento su celular vibró anunciando la llegada de un mensaje de texto. Frunció un poco el ceño y lo sacó de su pantalón, segundos después el mensaje apareció en la pantalla. Un gruñido se le escapó, y rodó los ojos fastidiado. "Hey, Anthony! Hay una rueda de prensa dentro de tres horas, ¿por qué no te vienes y te hacemos un poco de publicidad?". Su agente, no podía ser nadie más. Ni se molestó en responderle, este día no pensaba usarlo para ir a trabajar, ya vería después como resolvía, además tampoco le gustaba ese tipo de publicidad. Él quería ser reconocido por su trabajo, no por el número de veces que hiciera una entrevista, así no, y era algo que su representante no terminaba de entender. Guardó el celular y volvió a mirar a Brianna, y sonrió de lado divertido. -La espera valdrá la pena. ¿Lo ves, rubia? Soy una persona de lo más interesante -enarcó una ceja en un gesto puramente vanidoso y arrogante, era algo que no controlaba ni quería controlar.

-Touché -murmuró asintiendo levemente. No había mejor forma de describir a la sociedad actual que con la palabra 'errada'. La sociedad que se veía ahora no era ni la sombra de lo que antes era; actualmente lo que le interesaba a la sociedad era mostrarse fuerte ante los demás así se estuviese desmoronando por dentro, el miedo y la debilidad no estaban permitida o serías renegado. Muchas veces Anthony la comparaba con una selva, solo el más fuerte lograba sobrevivir a sus garras; los valores que se enseñaban anteriormente ya no eran útiles para esta sociedad, la moral era algo que había pasado al olvido y las personas actuaban por un bien personal, sin importar a quién lastimaban, era la ley de la vida. Mientras más aprendía el hombre más ignorante y bruto se volvía.

La observó morderse el labio, gesto que encontró adorable en ella, y sonrió un poco más amplio. -Admítelo, te gusta que te abrace, lo sé -rió entre dientes, sabiendo que sus palabras iban completamente en serio. Había que admitirlo, se sentía bien tener su menudo cuerpo entre sus brazos, quizás por el hecho de que nunca había abrazado a nadie más que no fuesen sus padres, no lo sabía. Bajó la mirada hacia ella y la observó sonrojarse, y se encontró a sí mismo pensando en lo tiernas que se veían sus mejillas con ese tono rosado adornándolas. -Está bien, un poco de curiosidad no mata a nadie, sino yo ya estuviese enterrado bajo varios metros de tierra -bromeó, sonriendo un poco más amplio que antes. Observó con fijeza a la chica que tenían en frente, esperando a que se retirase tal y como él lo había exigido, pero al parecer no entendía. Bufó molesto, soltando a Brianna y enderezándose en su sitio, con esa mirada fría en sus ojos. -Quelle partie de "l'arrêter et le laisser là" ne pas comprendre? Je ne pense pas que votre patron aime à savoir que l'un de ses serveuses qui tracasse la plupart des comptes d'une personne importante. Vous pourriez perdre votre emploi -amenazó en su siseo.
avatar
Anthony D. Von Josset

# Mensajes : 114
# Fecha de inscripción : 12/06/2011
# Localización : No creo que te interese.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Brianna V. Brooks el Dom Jun 19, 2011 10:42 am

Rió con su comentario y hizo un gesto dramático con una ligera mueca-Y yo que pensaba ir a comprar el primer gato mañana-respondió riendo. La verdad era, que como a su amiga Clóe, a Brianna los gatos no le gustaban. Les parecían que eran una ternura, eran hermosos y hasta amigables...de lejos. Ella prefería como mascota a un perro, más específicamente, a un Golden Retriever. Negó con la cabeza ante su disculpa, sin dejar de sorprenderse. En su vida hubiese pensado que el chico se iba a disculpar con ella por algo o que ella lo haría, pero en un solo día, ambos lo habían hecho dos veces-No te preocupes. Es que solo imagina. Yo, rodeada de gatos de distintos colores, gritándole al televisor por que en la novela el malo traiciono a la protagonista y esta se va a suicidar. ¡Que horror! ¡Seré una solterona sola y amargada!-bromeó con gestos dramáticos y algo cómicos. El solo hecho de imaginarse cuidando y criando una manada de gatos, la hacía estremecerse notablemente.

Observó como el chico sacaba el celular, seguramente por algún mensaje. Se quedó callada, esperando que el chico revisará el teléfono mientras jugaba con uno de los cubiertos encima de la mesa. Observó como rodó los ojos y bufó provocando que Brianna enarcará una ceja-¿Algo anda mal?-preguntó con un tono que denotaba algo de preocupación. Notó las intenciones del chico de no responder el mensaje y no resistió la curiosidad-¿No vas a contestar?-preguntó extrañada. Luego escuchó sus palabras y sonrió divertida-Eso espero, Sr. Von Josset-respondió aún sonriendo. Ya no había mucho rastro de la confesión que la había dejado en llanto. Simplemente, todo era casi como antes. Casi.

Escucho su comentario y en su rostro se dibujo una ligera sonrisa. La sociedad era un simple reflejo de nuestros más grandes miedos. O al menos así lo veía la rubia. Era la ley del ser humano. La ley más grande de supervivencia. Dejar caer a la otra persona en los mismos miedos para así no hundirnos solos. Por que a pesar de que habían miedos tan variados como la misma cantidad de personas en el mundo, el miedo más grande y general de la población era ese. Hundirnos solos. Solos. Soledad. Esa era la pesadilla más terrorífica de muchas personas y es que sabían que con la soledad, llegaban los demás miedos. Sacudió ligeramente la cabeza y busco concentrar su mente en otra cosa.

Ladeó levemente la cabeza y asintió-Nunca he dicho lo contrario-admitió de manera indirecta que le gustaban sus abrazos, algo que su orgullo nunca le hubiera permitido pero que sí seguía con ese orgullo, realmente terminaría siendo la vieja amargada de su imaginación. Y para nada quería eso. Rió ligeramente con su siguiente comentario y se encogió de hombros-Claro que sí. Mi curiosidad puede matar a mis futuros gatos-dijo en son de broma para luego desviar la mirada a la mesera. Escucho atenta todo lo que Anthony le dijo y colocó una mano en su brazo para llamar la atención de él, negando levemente con la cabeza-No importa. No vale la pena-explicó a sabiendas que esa mujer necesitaba el empleo y que Anthony era capaz de cumplir su amenaza. Miró a la mujer advirtiendo con una sola mirada de que era cierto lo que él chico decía y la mujer se retiró nuevamente a su lugar de trabajo. Volvió su mirada a Anthony y retiró su mano de el brazo del chico, sonriendo con suficiencia-Es mujer. Como te dije antes. Somos desesperadas-explicó generalizando a todo su género.
avatar
Brianna V. Brooks

# Mensajes : 103
# Fecha de inscripción : 14/06/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Anthony D. Von Josset el Dom Jun 19, 2011 11:33 am

No pudo evitar mirarla con los ojos abiertos como platos, para después reírse un poco. -Pues con eso asegurarás que jamás pueda ir a visitarte a tu casa -dijo riendo, leve. Y no era mentira, de ella comprarse un gato, Anthony Von Josset jamás de los jamases pisaría la casa de ella; detestaba a esos animales con todo su ser, los odiaba, había desarrollado con el paso del tiempo un odio irracional hacia esos animales de cola peluda y ojos rasgados. Pero por supuesto eso tenía una razón. Cuando pequeño un gato estuvo a punto de dejarlo ciego y, no conforme con eso, le había rasguñado la cara y parte del brazo derecho. Gracias al cielo no habían quedado cicatrices de ningún tipo, pero el trauma que había quedado en el chico era grande. No les tenía miedo, pero sí los odiaba. -¡Eso ha de ser muy gracioso! -exclamó estallando de nuevo en una carcajada; si el comentario anterior no le había hecho reír, este sí.

En lo que a animales se refería, Anthony se decantaba más por los animales salvajes, no había animal que le gustara más que un tigre, pero no cualquier tigre sino el Tigre de Bengala blanco. De ser por él, tendría uno en su casa como mascota, lamentaba que fuese ilegal tener a esos animales en zonas residenciales; todos estos años se había conformado con una loba blanca que su padre le consiguió cuando cumplió los diez años, sin embargo hacía dos años que había fallecido por causas naturales, aunque aún no habían desentrañado bien esa causa. Para él fue una pérdida muy dolorosa, no era un humano pero había sido su compañera por ocho años; aún la extrañaba, y cuando pensaba en ella no podía evitar que cierto aire de tristeza lo rodeara unos segundos.

La miró cuando escuchó su pregunta y sonrió de lado. -No, todo está bien -aseguró. No pensaba dejar que ese insufrible hombre le arruinara el gran día que estaba pasando con ella, podría arruinárselo mañana, pero hoy no, no pensaba permitirlo. -No -respondió a su otra pregunta. No tenía por qué responder, él lo había tomado como una sugerencia, no como una orden, y con sus acciones le respondía a esa sugerencia, no quería asistir a esa dicha rueda de prensa, no lo haría y punto. En ese momento se dio cuenta de que no quedaban rastros de las lágrimas de ella o de la terrible historia que le había confesado, ella volvía a sonreír y a reír como antes, y saber que él era el responsable de su mejoría lo hacía sentirse orgulloso y sumamente bien consigo mismo. -No te arrepentirás -le guiñó un ojo y se acomodó en su asiento.

-La cosa era que no te tomaras la frase tan literal -se rió entre palabra y palabra, sabiendo que era una broma por parte de ella, pero que no dejó de serle divertida o graciosa. En momentos como esos se daba cuenta que ambos eran muy parecidos, quizás demasiado, y que tal vez por eso muchas veces se habían llevado como perros y gatos, para después reírse un poco. Lo sabía, su relación era un poco extraña pero lo extraño era divertido y emocionante. Volteó a mirarla cuando sintió su pequeña mano sobre su brazo, pero él no quería dejarlo pasar, era muy poco tolerante y soportaba una, quizás dos, pero tres ni hablar. Para su suerte, y la de la mesera, ésta última decidió retirarse por las buenas, sin embargo eso no aseguraba que él no diría nada al gerente. -Me he dado cuenta de eso -murmuró acomodándose en su sitio y permitiéndose sonreír por millonésima vez en ese día. -Bon appétit -dijo, bajando la mirada hacia su plato.
avatar
Anthony D. Von Josset

# Mensajes : 114
# Fecha de inscripción : 12/06/2011
# Localización : No creo que te interese.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Brianna V. Brooks el Dom Jun 19, 2011 5:02 pm

Rió con su comentario e hizo un falso puchero-Bueno, entonces no compró nada. Además, Clóe me mutilaría-comentó entre risas. Su mejor amiga era igual o hasta peor con los gatos y es que esos pequeños animales eran algo extraños. Ella prefería al león. Y es que la afición que tenía Brianna desde que era pequeña con los leones es demasiado grande. Esos animales le parecían majestuosos y realmente hermosos. Cualquier tipo de león, para Bri era perfecto. Sonrió de lado cuando escuchó el siguiente comentario y enarcó una ceja divertida-Así que es gracioso, ¿No? A ver, ¿Como sería tu futuro, Thony?-preguntó divertida haciendo un gesto con el rostro como si estuviera pensando.

Escuchó sus siguientes palabras y se encogió de hombros, aunque no estaba del todo convencida-Sí tú lo dices...-dijo volviendo su concentración al cubierto con el que jugaba en la mesa. No sabía por que tenía tanta curiosidad. Lo más seguro es que fuera su representante o hasta su madre. Entonces fue cuando recordó a Fillipa y que precisamente ese día cumplía años-Espera, tú madre no se enojará por que lleguemos tarde o por que yo vaya, ¿no? Por que sí es así, entonces es mejor que yo ni me aparezca-dijo mientras las dudas de sí era bueno ir al cumpleaños de esa mujer sin conocerla, regresaban a su mente. No estaba segura completamente si acompañar a Anthony, pero nuevamente sus ganas de conocer a la famosa Fillipa le ganaron.

Se encogió de hombros ante el siguiente comentario intentando restarle importancia-Eso lo sabré luego-comentó a que no se arrepentiría. Ella, particularmente, cuando conocía a alguien no decía los típicos "Mucho gusto" o "Es un placer". Ella simplemente esperaba a conocer a la persona para saber sí eso se cumpliría. Lo mismo pasaba en esa ocasión. Se volvió a encoger de hombros y le resto importancia con la mano-Creo que van a conspirar contra mi-dijo poniendo su dedo indice en sus labios como si fuera un secreto lo que estaba contando.

-Bon appétit-repitió sonriendo divertida antes de comenzar a comer. La verdad es que no sabía muy bien que estaba comiendo, pero no sabía mal. Brianna no estaba acostumbrada a comer en restaurantes caros. A ir, sí. Todos los eventos de su madre eran en lugares así, pero Brianna se iba mucho antes de que comieran por aburrimiento. Prefería dormir a estar en un evento como ese. Alzó la mirada cuando notó que se había quedado callada y se encontró con Anthony-¿Tienes nuevos proyectos?-preguntó tratando de romper el silencio, buscando un tema agradable de conversación.
avatar
Brianna V. Brooks

# Mensajes : 103
# Fecha de inscripción : 14/06/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Anthony D. Von Josset el Lun Jun 20, 2011 7:21 pm

-¿Por qué te mutilaría? -murmuró interrogante con ese brillo que generalmente se denotaba en los niños cuando le preguntaban a su madre de dónde venían los bebés, como si esa pregunta desentrañase la dura y cruel existencia de los seres humanos, porque vaya que a veces era cruel, aunque él sabía muy bien que era culpa del mismo hombre que de otra cosa o existencia. Las muertes diarias, guerras, problemas políticos, enfrentamientos entre razas étnicas, todo eso formaba parte de lo que él llamaba cruel existencia del ser humano, para él era cruel pero necesaria, o sino ¿cómo aprenderían de sus errores? Siempre tenía que haber algo de crueldad para que la conciencia despierte ante dicho estímulo y reflexione sobre los actos que está cometiendo. -Muy gracioso -se rió entre dientes. Cruzó sus manos y se inclinó un poco hacia ella, curioso. -No lo sé, la que ve el futuro aquí eres tú, así que tú dirás -sonrió de lado, expectante a lo que a ella se le pudiese ocurrir.

La verdad, él se había imaginado a sí mismo solo, igual de soltero que en esos momentos, disfrutando de la vida a placer pero sin poseer ninguna estabilidad, o al menos no una que no fuese la estabilidad laboral, porque al paso que iba esa sería la única que estaría presente en su vida. Muchas veces su padre lo había sentado horas y horas para charlar con él acerca de su futuro, en que debía seguir con el legado de los Von Josset, en pocas palabras, casarse y formar una familia. ¡Pero él estaba demasiado joven aún para eso! Apenas tenía veinte años recién cumplidos, aún le quedaba mucho camino por recorrer, apenas estaba comenzando a ser un adulto, y ni siquiera se sentía como uno. Lo que pasaba era que sus padres se habían casado siendo ellos muy jóvenes, sin embargo era otra sociedad, otros tiempos y otras formas de pensar. -No, para nada, tú vas y punto. Eres mi invitada y eso es como si ella misma te hubiese llamado para invitarte, además, le agradarás y se que estará encantada de conocerte -sonrió de lado, animándola.

Para él, no siempre era un gusto conocer a una persona, de hecho, la mayoría de las veces era una pesadilla, no un gusto. Sin embargo, él dí decía "mucho gusto" o todo ese protocolo, solo por educación, si por él fuese no daría ni los buenos días si una persona le da mala espina. Anthony se dejaba guiar demasiado por la primera impresión que una persona pudiese darle, hasta su forma de pestañear podía revelarle al chico que clase de persona era; Thony era una persona demasiado analítica y observadora, había aprendido a reconocer cuándo le mentían, cuándo no, todo mediante las muecas o señales que una persona daba, las cuales muchas veces pasaban desapercibidas por los demás. Asintió a su comentario y le guió nuevamente un ojo, sonriendo levemente de lado.

Tomó los cubiertos que tenía a los lados y se dedicó a comer, sintiendo que la comida le sabía a gloria después de pasar tanto tiempo con hambre. Elevó la mirada hacia Brianna y pudo ver cierto matiz de curiosidad en su mirada, sonrió levemente de lado, no sin antes asegurarse de haber tragado y limpiarse discretamente los dientes con los labios. -No me digas que nunca has comido bœuf bourguignon -comentó, llamando al plato culinario que les habían servido por su nombre francés. -O como vulgarmente se le llama, Buey a la Borgoña -aclaró, llevando otro pedazo de carne a su boca. Generalmente ese plato se servía solo o con un acompañante, él había pedido puré de papas y ensalada césar, esperaba que a ella le agradase la comida. Asintió un poco enérgico. -Oh sí, planeo irme a América en un mes a comenzar con una nueva producción -comentó.
avatar
Anthony D. Von Josset

# Mensajes : 114
# Fecha de inscripción : 12/06/2011
# Localización : No creo que te interese.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Brianna V. Brooks el Miér Jun 22, 2011 9:05 am

Se encogió de hombros ante su pregunta y sonrió levemente-No le gustan los gatos y la verdad es que a mi tampoco. Son hermosos...a distancia-explicó sinceramente. Nunca le habían llamado la atención esos animales. Sí se hablaba de felinos, entonces ella diría "león", automáticamente. Esos animales si que eran majestuosos y realmente hermosos. Además, sabía perfectamente que ni Clóe ni ella se atreverían a herirse mutuamente. Eran más que amigas. Ellas eran hermanas. Era como uña y carne. Mar y arena. Simplemente eran incapaces de hacer sufrir a la otra. Escuchó su comentario y enarcó una ceja-¿Enserio quieres que te diga como te veo dentro de unos cuantos años?-preguntó dividida entre el escepticismo y la incredulidad. Suspiro-Te veo como como un viejo igual de mujeriego y vanidoso, fingiendo ser feliz, cuando en realidad está resentido con la vida por que no encontró lo que quería-explicó cuidadosamente tratando de que Anthony no lo tomará a mal. Sabía que con esas palabras estaba tentando demasiado su suerte y esperaba que el humor del chico fuera lo suficientemente bueno para que no lo tomará como un insulto o algo parecido.

Entonces se vuelve a la extrema sinceridad de Brianna. Era una boca floja. Palabras cortesía de su madre. Siempre hablaba de más y muy pocas veces, sobretodo cuando estaba molesta, sabía donde parar. Era como impulsiva. Muchas veces decía lo que pensaba sin antes meditarlo y la misma cantidad de veces podía meter la pata, coloquialmente hablando. Escuchó su siguiente comentario y lo percibió como casi una orden. Asintió sonriendo levemente y se encogió de hombros-Confiaré en ti-dijo entre divertida y seria. No era fácil para Brianna decirle a alguien que confiaba en ese alguien, pero Anthony se había ganado su confianza y es que no se podía decir lo que ella le había dicho sin tener el más mínimo grado de confianza. Además, con esas palabras le transmitía que no solo confiaba en las palabras que él acababa de decir sino también en él. Solo esperaba que no desperdiciará esa confianza.

Sonrió ante la mención del plato y negó fijando su mirada en él-No. No la había comido. Pero esta delicioso-dijo sonriendo para luego dar otra probada a la comida y fijar su atención en la calle que se podía observar desde la ventana. Le llamaba la atención como las personas caminaban como si fueran pequeños robots controlados. Fingiendo ser más felices de los que estaban alrededor cuando en realidad podían tener la vida más infeliz que pudiera existir. Y es que la sociedad, desde pequeños, nos había acostumbrado a ocultar nuestros sentimientos, haciéndonos creer que sí los mostramos, entonces, seríamos débiles y cobardes, cuando en realidad es todo lo contrario. Sacudió la cabeza ligeramente quitando esos pensamientos de su mente y volvió su concentración a Anthony, escuchando su respuesta.

-¿Te vas por mucho tiempo?-preguntó curiosa, pero entonces una duda más grande la embargó-¿Vas a regresar?-preguntó sin siquiera pensarlo, simplemente salió. Y es que ciertamente, luego de la tarde que estaba pasando con el chico, ya no lo veía como ese chico capullo y fastidioso mal humorado, sino como un amigo. Un buen amigo y sabía que sí se iba, lo extrañaría aunque no quisiera. Se podía decir que ya le tenía cariño y aprecio o algo así.
avatar
Brianna V. Brooks

# Mensajes : 103
# Fecha de inscripción : 14/06/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Odio las compras {Anthony}

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.